Una iniciativa de:

Recursos

¿Cómo se comunica una persona con afasia?

¿Cómo se comunica una persona con afasia?

• En la etapa inicial, las necesidades comunicativas se centran en aspectos inmediatos: los cuidados básicos, la rehabilitación y otras preocupaciones o deseos propios de cada persona.

• La persona con afasia no fluente grave, como la afasia global, suele conservar la expresión facial y la entonación. Si tiene apraxia, no utiliza gestos básicos y a veces incluso tiene que reaprender el gesto de señalar. Los familiares, aunque suelen conocer e interpretar sus demandas básicas, a veces no la comprenden, lo cual produce en ambas partes frustración y malestar.

• Puede señalar objetos, imágenes o palabras de uso frecuente. Conviene que la persona con afasia disponga de un comunicador sencillo con necesidades básicas, nombres de familiares, su agenda de actividades; no obstante, difícilmente lo utilizará por sí mismo. Para la persona con afasia grave son clave las estrategias de ayuda del interlocutor.

• La persona con afasia fluente grave, como la afasia de Wernicke, tiene dificultades graves de comprensión. Además, no es consciente de sus problemas, por lo cual a veces le cuesta aceptar las pautas, actividades y horarios de la rehabilitación. Reducir las normas a lo más importante, mostrarle visualmente los horarios y escribir en palabras clave lo que quiera decirle, puede ayudarle en el día a día.

• En la etapa de vuelta a casa, es importante que la comunicación no quede restringida a las rutinas básicas. Una vida activa, con actividades interesantes y el apoyo familiar favorecen la motivación y las oportunidades para comunicarse. Ayúdele a compartir experiencias, a proponer y a opinar. Si utiliza un comunicador, es necesario ir ampliándolo de acuerdo con sus actividades.

PARA QUE SU FAMILIAR LE ENTIENDA MEJOR

• Háblele de temas cercanos y agradables.

• Háblele en un ambiente tranquilo y de forma que le vea la cara.

• Evite que le hablen varias personas a la vez.

• Háblele despacio y vocalizando, pero con naturalidad. No grite.

• Utilice frases sencillas. Haga pausas. Exprese una idea en cada frase.

• Acompañe las palabras con gestos.

• Si cambia de tema, indíquelo de forma clara.

• Repita la frase, si es necesario. Para que su fa miliar pueda expresarse

• Anímelo a hablar, sin forzarle.

• Acepte diferentes formas de expresión: palabras, gestos, palabras escritas, dibujo...

• Evite corregirle.

• Intente averiguar cómo responde correctamente sí/no (con gestos, con expresión facial...). El sí/no con palabras a veces es difícil o erróneo.

• Ayúdele a recuperar el gesto de señalar, si lo ha perdido.

• Dele oportunidades para expresarse: elegir comida o ropa, elegir adónde quiere ir, expresar sentimientos e ideas, comentar temas de su interés...

• Déjele tiempo.

• Hágale preguntas claras

¿Quieres agua o zumo? (2 opciones)

¿Tienes sueño? (preguntas claras sí/no)

• No acumule preguntas.

• Ayúdele a realizar gestos básicos (comer, beber, dormir, gafas...) .

• Ofrézcale apoyos visuales (calendario, reloj, horario de rehabilitación, plano del barrio) y ayúdele a dar pistas.

• Escríbale opciones (tenga a mano libreta y lápiz):

— Escríbalo y dígalo en voz alta al mismo tiempo, para que pueda responder señalando

Cansado

Enfadado

• Para saber qué quiere decir, intente identificar el tema, ayudándole a dar pistas:

Lo que quieres decir, es algo de...

Hospital

Casa

Enfermera

Hijo

• Verifique el mensaje.

Has dicho “dominó” ¿Quieres jugar al dominó?

• Anote en la libreta todo aquello que ha costado entenderle. Conserve las anotaciones de la libreta, pueden ser útiles en días sucesivos.

• Algunas personas podrán utilizar un comunicador en papel, o más adelante, en una aplicación para tableta. El uso de un comunicador requiere motivación, entrenamiento e implicación del familiar.

CUANDO SE PONE NERVIOSA PORQUE NO LE ENTENDEMOS

• Piense en lo más lógico e inmediato, en sus necesidades y preocupaciones

• Revise las posibles incidencias del día.

• Tranquilícelo y aplace el tema:

Ahora no puedo entenderte ¿Lo dejamos para más tarde?

—Cada vez nos entenderemos mejor.

• Cuando al fin averigüe lo que quiere decir, escríbaselo en palabras clave. Su familiar sentirá que se ha podido expresar y se quedará más tranquilo.

—Enfadado, andar sin muleta. Difícil.

—Nerviosa. Ruido.

  • movilidad reducida viviendas