Una iniciativa de:

Recursos

¿Cómo preparar para la estimulación a personas con trastornos de consciencia?

¿Cómo preparar para la estimulación a personas con trastornos de consciencia?

Para las personas que se encuentran con Trastornos de Consciencia es importante poder disfrutar y compartir actividades de tiempo libre con sus familiares y amigos. Estas actividades son una oportunidad para poder estimular diferentes sentidos y también pueden contribuir en el proceso de recuperación. Antes de empezar a realizar cualquier actividad es muy importante la preparación.

A continuación, presentamos unas orientaciones:

La persona

Asegúrese que esté:

• Tan cómoda como sea posible

• Despierta, con los ojos abiertos.

• Manténgala informada en todo momento. Explíquele lo que va a suceder tanto antes como mientras dura la actividad.

El entorno

Debería ser:

• Un lugar silencioso donde sea mínimo el riesgo de distracción y disrupción.

• Simple y ordenado

• Con un número limitado de personas alrededor

• La televisión apagada

• La puerta cerrada

• Trate valorar el impacto del brillo de las luces presentes. Si ve que fija la mirada hacia la luz, reduzca la intensidad.

El tiempo

• Mantenga las actividades breves (15 a 30 minutos).

• Alterne las actividades con períodos de no estimulación de al menos 30 minutos.

Actividades

• Seleccione aquellas actividades que tengan un significado especial para la persona. Las cosas que tienen significación emocional suelen ser más propensas a provocar respuestas.

• Seleccione un sentido para centrarse y la próxima vez, seleccione un sentido diferente.

• Evite realizar cualquier actividad que resulte desagradable para la persona

A recordar:

• Evite la sobreestimulación: detenga la actividad si observa signos de sobreestimulación o fatiga.

• Cada persona puede mostrar diferentes signos. Éstos pueden incluir: enrojecimiento de la piel, transpiración, agitación, cierre o incremento de la apertura de los ojos, disminución repentina en el nivel de alerta, aumento en el tono muscular, cambios en la gesticulación facial.